Fase reciente 2003-2006

FASE RECIENTE 2003 – 2006


Al iniciarse el 2003 de nuevo son los motivos laborales los que obligan a un cambio en la presidencia del grupo.  En el transcurso de la cena de hermandad posterior a la asamblea general del 18 de enero, Marcelino Vega recibía un breve pero a la vez cálido y emotivo homenaje como reconocimiento a la entrega y exitosa labor realizada en sus tres años al frente de la sociedad, período de verdadera reafirmación donde se alcanzaron cotas, tanto de actividad como de participación, hasta el momento desconocidas; es de agradecer sobre todo su arrojo y firmeza para aceptar el reto que suponía la dirección del Piélago en un momento delicado cuando, con la ya comentada marcha del anterior presidente, el futuro del mismo podía catalogarse al menos de incierto. 

A Marcelino le sucede Alicia Fernández López, que en la junta anterior había ocupado el cargo de tesorera. Acompañan a la anterior los siguientes: tesorero, Fernando San Francisco León; secretario, José Mª González Álvarez, y como vocales figuran Sandalio Gurdiel Menéndez, José Fernández Álvarez, Elsa Suárez Ron, Jorge Martínez Muñiz, José Manuel Queipo Rodríguez, Clara Azcárate Aumente, Antonio Domingo Corrales López, Francisco Javier Corros Frade y José Ramón Fernández Rodríguez.  En esta asamblea se aprueba  un calendario de actividades que contiene quince salidas, de las que destacan la Calzada Romana de la Mesa, Pico del Sagrado Corazón en el macizo oriental de Picos de Europa, Los Ancares, Huevo de Faro, el Ranchón  en el macizo de Ubiña, Amargones y el Belén de Cumbres en El Bao (Ibias).  Con intención de diversificar la oferta de actividades se convocó para los socios entre finales de febrero y primeros de abril un curso de iniciación al manejo de mapas y brújula que tuvo extraordinaria aceptación, lo que obligó a desdoblar mismo.  Se alcanzan en esta temporada cifras históricas, con 170 afiliados, de los que 46 solicitaron la correspondiente licencia federativa, y una media de participación de casi 55 personas por actividad.

Sin novedades en la composición de la Junta Directiva, fue presentado en la asamblea general del 17 de enero un calendario de actividades para el 2004 que, en correspondencia a la extraordinaria participación del año anterior, veía incrementado en dos más el número de salidas, conteniendo en esta ocasión dieciocho, entre las que caben destacar las efectuadas a Taramundi, Ruta del Alba, Gamonal, Vega de Ario, Muxivén, Negrón y Tiatordos.  Como colofón a la temporada, fue en esta ocasión la “Pena’l  Gato” el lugar elegido para el Belén de Cumbres, consistente en una bella pieza de cerámica obra del artesano local Miguel Pérez la cual quedará instalada allí de forma permanente, dando fin así a casi una década de celebración de dicha actividad en ermitas de montaña de la comarca; los cada vez mayores problemas para encontrar un oficiante, dada la gran escasez de sacerdotes en la comarca, obligaron también a suprimir la ceremonia religiosa, aunque, eso sí, la posterior comida de hermandad siguió fiel a su cita habitual.  No es de extrañar que ante el aumento del número de salidas le haya correspondido un descenso en la media de participación, que sin embargo en este año se mantuvo en cotas más que significativas, con un total de 48 personas por excursión. 

El número de afiliados se elevó a 159, cifra ligeramente inferior a las manejadas en el bienio anterior, pero denotando cierta estabilidad, aunque también se ha de tener en cuenta que con 51 federados se alcanzó tope hasta el momento.

Se mantienen las dieciocho salidas en el calendario de actividades presentado por la Junta Directiva, que tampoco este año sufre novedades en su composición, en la asamblea general del 15 de enero de 2005, entre las que caben destacar las realizadas al Monsacro, travesía Tormaleo – Fornela, Braña del Acebal, Vía Romana de La Carisa, Miro, Peña Orniz, travesía Villar de Vildas – Genestoso, Foces del río Pino, braña de Xunqueras  y Chauchina.  Distintas iniciativas encaminadas a diversificar y, por tanto, enriquecer la oferta de actividades con vistas a temporadas sucesivas salieron a la luz en el transcurso de la mencionada asamblea, algunas de las cuales fueron acogidas con especial entusiasmo entre los asistentes; para el desarrollo de la primera de ellas, consistente en la realización de algún intercambio con grupos o sociedades afines de otros lugares (a poder ser de otros países), quedó nombrada una comisión cuya gestión pronto comenzaría a dar fruto con la programación de un viaje a L’Absie, población hermanada con Cangas, a realizar en esta primavera.  Cabe destacar también la participación del Piélago por primera vez con la instalación de un stand en la feria de la naturaleza de Narcenatur, celebrada en los primeros días de junio en el recinto ferial de La Imera (Cangas del Narcea).  Con la celebración del Belén de Cumbres en la “Pena Moncóu”, donde también quedó instalada de forma permanente otra preciosa pieza de artesanía similar y del mismo autor que la del año anterior, se dio colofón a una temporada  con 156 afiliados, de los que 52 solicitaron la correspondiente licencia federativa; la media de participantes por actividad fue de 42 personas.

Fue 2005 el año en que se dio a conocer el Plan Rector de Uso y Gestión del Parque Natural de las Fuentes del Narcea, Degaña e Ibias, cuya declaración afecta, como es lógico, muy directamente al Piélago como único grupo de montaña del suroccidente asturiano.  Primeramente se analizó el contenido del mismo, con especial detenimiento en aquellos aspectos que puedan incidir en el desarrollo de su principal actividad, que es el senderismo, sobre todo en lo referido a las rutas previstas en el entorno del espacio protegido y alrededores (para cuyo diseño nadie tuvo en cuenta los criterios, ni siquiera las inquietudes, que esta sociedad pudiera tener); después se fue recogiendo el sentir y sobre todo temores de una gran parte de los miembros de la masa social, y por último se mantuvo una interesante reunión de trabajo con un representante de la Federación de Montaña y un técnico de la Consejería responsable de la redacción del mencionado Plan, donde se analizaron las directrices principales de dicho documento y sobre todo se intentaron aclarar las dudas que pudieran surgir.  El resultado no fue demasiado alentador, puesto que en opinión unánime de los miembros de la dirección del Piélago, la redacción inicial del P.R.U.G. puede suponer una enorme limitación para el desarrollo de la actividad lúdico deportiva del senderismo y montañismo dentro del territorio integrado en el mencionado espacio protegido, por lo que se procedió a la redacción de un total de dieciocho alegaciones, cuyo contenido también se dio a conocer al resto de los  asociados en posterior asamblea, dirigidas fundamentalmente a la creación de distintos pasos montañeros en zonas declaradas en un principio como de uso restringido.

Para su último año de mandato, la Junta Directiva presentó en la asamblea general del 21 de enero de 2006 como novedad en su composición la baja por motivos de traslado laboral de Jorge Martínez Muñiz, que es reemplazado en su vocalía por Delfín Díaz Fernández.  En dicha reunión fue presentado un programa de actividades conteniendo veinte salidas (máximo número hasta el momento), a las que se debe de añadir otra de carácter especial a realizar en semana santa a L’Absie (Francia); esta última con especial aceptación, puesto que a los pocos días ya se habían cubierto la 39 plazas ofertadas. Una importante novedad surgida de la anterior asamblea, que denota la mayoría de edad alcanzada por el Piélago, consiste en el hecho de que ya desde esta primavera el grupo dispondrá por fin de un local social que sirva para recoger el material propio, actualmente dispersado por distintos lugares, en el que también se puedan llevar a cabo de forma mucho más cómoda las distintas labores administrativas y  a la vez sea punto de referencia y de encuentro para los asociados.

Usted está aquí: Inicio El Piélago Fase reciente 2003-2006